Sábado, 04 de Diciembre de 2021

Un peligro: donde prometieron un edificio boutique, ahora hay un monumento al pozo

Se trata del proyecto Yatay Unno, abandonado hace años en pleno centro. Desde el Concejo denuncian el precario estado de seguridad del predio.

Un peligro: donde prometieron un edificio boutique, ahora hay un monumento al pozo
Viernes, 27 de Agosto del 2021

Prometía ser el primer edificio en altura de Funes, fue presentado con bombos y platillos allá por 2013 y hasta llegó a vender varios de los departamentos. Pero ocho años después, de Yattay Unno sólo queda un enorme pozo que es un peligro. Sin cerco perimetral, apenas unas precarias cintas de peligro separan la cava de la vereda. El riesgo es grande y desde el Concejo le piden al municipio que tome cartas en el asunto.

El predio de alrededor de 800 metros cuadrados está ubicado en Avenida del Rosario, entre Cochet y Catamarca. Allí, la constructora Yatay había anunciado la construcción de un edificio boutique, la primera construcción en altura que tendría Funes por entonces. Se habló de una estructura de tres pisos, con departamentos de tipología loft y de un dormitorio, con importantes espacios comunes, entre ellos, piscina, gimnasio, quincho y una zona de áreas verdes. Nada de eso sucedió.

La empresa comenzó a tener problemas de solvencia y al poco tiempo la obra quedó abandonada. Una enorme cava con algunos pilotes que harían las veces de cimientos del edificio es todo lo que queda de aquel proyecto. Y, para colmo, sin las mínimas medidas de seguridad que eviten que cualquier persona que transite por la zona pueda caer en el profundo pozo.

"El predio es absolutamente inseguro, cualquier persona se puede caer en la fosa", advierte el concejal mauro Miguez (UP), autor de una iniciativa en la que insta al municipio a ocuparse de mejorar la seguridad en el terreno abandonado. El edil observa que la obra viola el Código Municipal de Faltas, que "establece sanciones por la falta de vallas reglamentarias en obra, así como las sanciones correspondientes por la obligación de mantener y preservar obras, de manera tal que no se comprometa la seguridad, salubridad o estética o se perjudique a terceros".

"Más allá de que la empresa se haya fundido o haya abandonado la obra, cosa que no sabemos y de la que le pedimos información al Ejecutivo, la responsabilidad de fiscalizar que se cumplan las medidas de seguridad es del municipio", apuntó Miguez, que también solicita que sea la Municipalidad la que disponga "todas las medidas necesarias para asegurar la preservación, vallado y protección de las condiciones de seguridad de la obra".

Powered by Froala Editor

Powered by Froala Editor

Comentarios