Domingo, 21 de Julio 2024
Lunes, 20 de Mayo del 2024

Circuito saludable: el Sanatorio de la Mujer ofrece agilidad en estudios ginecológicos

El espacio programa senografías, como ecografías y papanicolao en tan sólo dos visitas para tener los controles anuales al día y prevenir enfermedades.

La importancia de hacer los controles ginecológicos cada año tiene que ver con la prevención en enfermedades como el cáncer de mama, de cuello uterino, o bien de otro tipo de complejidades médicas que, una vez en el cuerpo, pueden avanzar y hasta ser mortales. El personal médico del Sanatorio de la Mujer conoce de la realidad de las mujeres de hoy y por eso ofrece la posibilidad de realizar estos estudios en tan sólo dos visitas, para tranquilidad de las pacientes.

La ginecóloga y mastóloga Lorena Tozzi, coordinadora del departamento de patología mamaria del Sanatorio de la Mujer (Matrícula 15100) relató que el circuito incluye dos visitas: “En la primera es la consulta profesional en la que se entregan los pedidos mamarios y ginecológicos para los estudios, se procede a realizarlos, incluso densitometría si es necesario, y como los resultados del papanicolau llevan un tiempo, la segunda visita se realiza con todos los estudios finalizados. Se retiran minutos antes de la consulta médica y se presentan ante el profesional para cerrar el ciclo”.

Además arriesgó que el tiempo aproximado de la primera visita sería de unas dos horas y de una hora la segunda, y que se pueden realizar en las tres sedes del Sanatorio de la Mujer, en Centro, Sur, Fisherton y, próximamente, en el norte también.

“Realizar el control ginecológico anual es de suma importancia y en especial que se haga año a año. Porque si pasa mucho tiempo, y luego de cinco años de no realizarse un control se ve un nódulo en una mama, por ejemplo, se desconoce su origen, entre otras cuestiones, y ahí el control ya es mucho más agresivo porque para saber si estamos ante un cáncer o no hay que realizar punciones o directamente extraerlo”.

Y resaltó: “El cáncer de mama es uno de los pocos cánceres que, detectado a tiempo y con el tratamiento específico, puede curarse. Además, al ser una enfermedad tan frecuente tiene tratamiento en todas las instancias, aún en las más avanzadas y muchas veces con un resultado muy positivo”.

El cáncer de mama en Santa Fe

Según datos otorgados por el Registro de Cáncer de la provincia de Santa Fe, realizado en períodos que incidencia entre 2013 y 2017 revelaron que el cáncer de mama registró aproximadamente 1654 casos anuales, de los cuales el 1% correspondía a varones.

En tanto, el 64.5% de los casos se registraron en mujeres como carcinoma invasor, 5% in situ y un 30.5 % de estadio desconocidos.

Powered by Froala Editor