“En Santa Fe hay que recuperar el tiempo perdido”

calendar_today
En la Legislatura santafesina buscan la adhesión a la recientemente modificada y promulgada Ley de Economía del Conocimiento.

“Es fundamental acompañar esta ley para potenciar a las pymes tecnológicas locales. Es un sector con perfil exportador, generador de buenos empleos y que puede desempeñar un importante rol para la reactivación económica de Santa fe y del país”, expresó el diputado provincial Joaquín Blanco, autor de la iniciativa.


Entre junio de 2019 y octubre de 2020, el Congreso Nacional sancionó dos leyes diferentes para el sector, la 27.506 y 27.570, respectivamente. “Este área de la producción, asociada a la investigación y a la innovación, vivió bajo incertidumbre  debido a la improvisación y falta de acuerdos a nivel nacional. Hoy tenemos un nuevo marco legal que da mayores certezas, por lo cual la implementación y la adhesión a esta nueva Ley es necesaria y urgente en la provincia”, agregó Blanco.


“Santa Fe es una de las provincias líder en la promoción del desarrollo científico y productivo de alta competitividad, y estamos convencidos que debe ser uno de los motores de nuestro desarrollo. El Frente Progresista impulsó la creación del Ministerio de Ciencia y Tecnología, la Agencia Santafesina de Ciencia, Tecnología e Innovación Productiva y la Ley 13.742 para consolidar un Sistema Provincial de Innovación en todo el territorio”, recordó el diputado.


La nueva Ley de Conocimiento (Nº 27.570), mantiene la esencia y espíritu de la Ley 27.506, pero incorpora modificaciones, como un escalonamiento de los beneficios a las empresas según su volumen, ya sean grandes, medianas o pequeñas.


Contempla beneficios fiscales para empresas de software, nanotecnología, biotecnología, industria audiovisual, aeroespacial, satelital, nuclear y robótica, entre otras actividades. Entre los beneficios impositivos promocionales incluidos en la norma figura una reducción de la alícuota del impuesto a las ganancias del 60% para las micro y pequeñas empresas; 40% para medianas empresas y 20% para las grandes empresas. También se contemplan exención de retenciones y percepciones de IVA sobre las exportaciones.


“El gran objetivo de la ley es promover la diversificación de la industria tecnológica, evitar su concentración y la creación de empleo en este sector (tiene como objetivo duplicar los puestos de trabajo a nivel nacional), un punto en el que todas las fuerzas políticas debemos encontrarnos. Es un sector que necesitaba esta respuesta luego de un año de incertidumbres”, expresó Blanco. La ley tendrá vigencia desde el 1º de enero del 2020 hasta el 31 de diciembre de 2029. 


“Con la adhesión provincial, buscamos que se pongan en marcha de manera urgente, todos los instrumentos necesarios y a disposición para acompañar a empresas y emprendedores santafesinos que se verían beneficiados por la ley, y además, confirmar la estabilidad fiscal de los tributos provinciales, como Ingresos Brutos”, añadió el presidente del bloque Socialistas. 


“Hace años que el mundo está virando hacia un nuevo paradigma tecno-económico. Creemos firmemente en modelos de articulación público y privada como es el ejemplo del Polo Tecnologico de Rosario, que cumplio 20 años de crecimiento. Aquí hay un fuerte potencial de creación de empleo y es preciso que en nuestra provincia y país establezcamos este tipo de normas para promover el sector”, expresó Blanco.

Powered by Froala Editor

Comentarios
CLUB