“La inversión privada será fundamental para el crecimiento”

calendar_today
A un mes de asumir, Info Funes mantuvo un extenso mano a mano con el intendente electo Roly Santacroce. La importancia de ordenar la Municipalidad y restablecer los servicios en su agenda inmediata.

Poco menos de un mes para asumir la intendencia y la ciudad está pasando un momento delicado. ¿Qué lectura hace sobre lo que está pasando?

La ciudad tiene una enorme fragilidad en el plano político, económico y también financiero. Y lamentablemente tenemos también una enorme crisis en el tema servicios porque no tenemos herramientas. Debe ser el momento más delicado de la historia de la ciudad. Y no es de ahora, sino que viene desde hace mucho tiempo.

El año pasado con mi compañero de bloque anticipamos, con lo tardío que venían los balances de tesorería, que esta situación era cada vez más delicada. Lo anticipamos con reuniones en el Concejo, con el gremio, con notas presentadas. Y terminó como dijimos en su momento con el último eslabón de esta cadena que es el empleado municipal, que hoy en día no puede cobrar su sueldo. Se administraron mal los recursos municipales.


La semana pasada varios vecinos se reunieron en la plaza y pidieron la renuncia del intendente Diego León Barreto. ¿Te parece viable el pedido, te parece acertado?

Yo creo que no. La democracia está bien instalada en Argentina y nadie se tiene que ir antes de tiempo. Tendría que haber tenido en estos cinco meses un trato diferente conmigo, eso sí. No ha cumplido con las cosas que se firmaron y acordaron; por ejemplo, siguió metiendo gente en planta permanente. Eso lo voy a rever apenas asuma porque hay una ordenanza y un decreto firmado post elecciones que decía que no podía ingresar más nadie. También ha hecho acuerdos económicos a futuro que debían ser avalados.

Barreto ya fue, ya está. Es historia terminada. Esta es la finalización de una etapa de la ciudad. Barreto es parte de una historia que comenzó en el año 2003. No es desde ahora. Se hicieron mal las cosas cuando llegó la gran explosión económica de Funes. El 10 de diciembre comienza una nueva etapa, con prioridades claras. Primero orden en el Municipio. Hay áreas que no tienen jefe político, hay áreas donde no se sabe con quién hablar. La Municipalidad funciona porque hay un grupo de empleados que son muy buenos y muy responsables, que son los que llevan la Municipalidad adelante. Y hay otro grupo de empleados que no entiende que nosotros estamos al servicio de la gente. A partir del 10 de diciembre voy a hacer sentir que nosotros somos los que estamos al servicio de la gente, de la ciudadanía. 

Lo segundo y primordial es que a partir del 10 de diciembre se restablezcan los servicios. Servicios que hoy tienen una enorme falencia. Ni en el 2001 en plena crisis pasaron las cosas que pasan ahora. El año pasado se sentía esta situación por la falta de pago a proveedores y terminó en el último eslabón de la cadena, que es el empleado.


¿Garantizás entonces que una vez que asumas el conflicto salarial se va a encaminar?

No me cabe ninguna duda que nosotros vamos a dialogar y darle solución a este tema fundamental. Si la gente no cobra no puede trabajar en paz. Eso sí, vamos a hacer fuertes reestructuraciones en el Municipio. Necesitamos gente que esté trabajando en la calle, dándoles soluciones a los vecinos.


¿Qué se puede adelantar en materia de obra pública?

Como ya he dicho en campaña, mi proyecto político tiene dos patas fundamentales: la gestión, a nivel provincial y nacional; y la inversión privada. Estoy convencido que a través de la inversión privada tenemos grandes posibilidades de sacar la ciudad adelante de este estancamiento que lleva 16 años. Porque durante los últimos 16 años no se hicieron en la ciudad ni 100 metros de agua potable. Los servicios son fundamentales y las obras infraestructura importantes vendrán en mayo, junio del año que viene tras las gestiones que vamos a hacer.

La inversión privada a nosotros nos va a dejar una zona bastante importante entre el arroyo Ludueña, Fuerza Aérea, autopista Rosario Córdoba y San Sebastián. Ahí los emprendimientos privados van a ir a un sistema de “contribución por mejor aprovechamiento urbanístico del lote", que nos va a generar los fondos que necesitamos. Por ejemplo, a un barrio cerrado o club de campo se le cobra 4 dólares por metro cuadrado, lo que genera 3 millones de dólares para la Municipalidad. 


En otro momento de la ciudad la llegada de nuevas urbanizaciones levantó mucha polémica. ¿Usted parece tener claro eso, alienta eso?

Totalmente, y vamos a ayudar a los empresarios a que desarrollen inversiones en nuestra ciudad. Los argentinos tenemos 350.000 millones de dólares en el exterior en cajas de seguridad, y fuimos a pedirle 38.000 millones al FMI. ¿Qué significa eso? Que no hay confianza. Ahora van a tener un intendente que alienta los emprendimientos. Los empresarios tienen que ganar plata y también tienen que dejar algo a la Municipalidad. Y con esos fondos nosotros vamos a desarrollar servicios y obras para la ciudad.


Se habló mucho de la vuelta del tren a la ciudad ¿Qué hay de cierto con esta posibilidad?

Es fundamental. Es una gestión que tenemos que hacer nosotros, el intendente de Rosario y el de Roldán. El transporte es fundamental para la zona. Nosotros somos parte del ámbito Metropolitano. No es sólo Rosario. Nos tienen que acompañar. Somos la ciudad que más creció en la Argentina y no nos han acompañado ni Provincia ni Nación en ese crecimiento. 

Powered by Froala Editor

Powered by Froala Editor

Powered by Froala Editor

Comentarios